Granny chatrooms - Ardor lesbico sexo camaras video chat de sexo de calidad

Cualquiera que sea tu fantasía aquí se puede satisfacerla ;) Tienes solo que sentarte y disfrutar de un hermoso relato de sexo desenfrenado y / o traición. Un beso soy Dayana tengo 36 años y trabajo de secretaria, les voy a contar una aventura que tuve con un chiquillo Hace un tiempo mi jefe decidió recibir nuevo personal en la oficina pero decidió que debían ser practicantes secundarios o universitarios, así que llegaron algunos intermitente-mente, me separé de mi marido por un buen tiempo porque llegué a saber que salía con una compañera de trabajo y pensaba divorciarme, tenía dos niños pero estaban de vacaciones con su padre.Eran los últimos practicantes que llegaban cuando me impresionó un joven de 19 años, entablamos una amistad muy linda, a tal punto que me contaba que era virgen, me excitó el hecho de saber que nunca había tocado a una mujer en la intimidad; pasó un tiempo y como pasaba sola en casa me invitaban a salir y emborracharme, de vez en cuando tenía relaciones pero era solo por el gusto de tener una polla entre mis piernas, no me habían excitado mayormente, a veces me masturbaba recordando las ocaciones en que mi ex esposo me tumbaba sobre el piso y me abría las piernas salvajemente para penetrarme y lamer mis senos locamente.Recuerdo que me había afeitado la conchita para salir esa noche a divertirme, tomamos unas copas, bailamos pero nunca llegué a tener intimidad, estaba muy ebria en casa cuando recordé que tenía trabajo pendiente en la oficina, me puse demasiado perfume para disimular el olor y afortunadamente mi jefe se había ido a un viaje de negocios, así que me dio el día libre; a la salida me encuentra el jovencito practicante le dije que no había atención hoy por lo que ya se iba, cuando noto lo mareada que estaba y el olor a licor a lo que le respondí que esa noche había tomado unas copas y que me acompañara a casa.

Más hombres que mujeres, nunca falla, y a medida que las horas pasan, el número de hombres irá en aumento, ya que las chicas se van retirando, y los hombres siguen llegando en tropel quedándose hasta el cierre con la excusa de “La mujeres española, es una mujer que te lo pone realmente difícil, no te regala nada, y si quieres conseguir seducirla, tienes que currártelo y demostrar que estas a la altura, porque pregúntate ¿por qué no elegir a ese o a ese otro y sí a ti?

Es clave, ella tiene por noche muchos candidatos a los que elegir, y no esta dispuesta a equivocarse, aunque puede hacerlo, pero ella tiene que descartar a los que considere “no aptos” entre los que la vayan entrando esa noche, y elegir al que le guste más, ya sea físicamente o por el motivo que sea.

Pero para mi esa dificultad añadida que hay para seducir en España, es lo que me encanta de este país, es para mi el reto, la motivación de seguir mejorando día a día, de no bajar la guardia y pensar que lo sabes todo porque cada noche que sales a socializar es un mundo y una mujer puede aparecer y sorprenderte y trastocare todo los planes.

En mi blog encontraras las historias más eróticas en circulación.

Entre a mi cuarto y como niña golosa deseosa de su primera vez me quitaba la ropa con la puerta abierta mientras notaba que el miraba y se tocaba la polla, me puse un hilo dental bien ajustado y un brassier transparente, encima me puse un baby doll un poco transparente, pero dejaba ver todo mi cuerpo y tacones, además de un liguero negro que siempre llevaba puesta, me acerqué seduciéndolo con la mirada me senté en el sofá cruzando las piernas y le dije: no tengas miedo, coloqué su mano sobre mis piernas y le empecé a manosear la polla que estaba cada vez más gruesa y grande le apreté los testículos a lo que dio un gemido, y le dije: hoy te voy a enseñar a tener sexo con una mujer de verdad.

Le bajé el pantalón y ví su pene parado lo chupé como un delicioso caramelo arrodillada ante el, chupé sus testículos y después lo masturbé, en mi locura de placer le dije: hasme el amor como a esas putas, a lo que me puso contra la pared y me abrió el culo para chuparmelo, le grité penétrame¡¡¡, cogí su pene y me lo metí en la vagina, era muy excitante no recordaba haber sentido tanto placer en vida, desde que mi esposo me penetraba, me cogía todo el cuerpo las tetas, las piernas, me calentó más cuando el dijo: me excitas, que rica que estas¡¡¡ me puso en cuatro frente al espejo cada penetración era muy excitante gritaba de placer, mis tetas se movían al ritmo de la penetración, después me tumbó en el piso y note su mirada morbosa al mi cuerpo desnudo con mi conchita razurada alo que me toque eróticamente el clítoris y le dije: ven que todo esto es tuyo¡¡¡ me abrió las piernas y me chupó la vagina enseguida puso su pene en mi boca y me dijo chupa esto perra¡¡¡se lo chupé como nunca lo había hecho y sentí que se dirigió a mi culito para tener sexo anal, me encaba la idea cuando sentí que me penetraba profundamente, grité de placer, me volvió a coger por la vagina y me corrí moviendo mis caderas, empezé a notar sus movientos más excitados, rápidos y lujuriosos, le pedí que se corriera dentro de mí, sus jugos seminales se regaron por toda mi concha y se hechó sobre mí , esa fue la última vez que nos vimos, pero siemprerecordaré la vez que le quité la virginidad a un muchachito La entrada aparece primero en Relatos eróticos Sexo

Este sitio web contiene imágenes explícitas de sexo y queda totalmente prohibida la entrada a menores de 18 años o edad legal en su país.

Hoy estaba hablando sobre este tema con un amigo que tengo en Facebook, original de Valladolid pero que ha vivido muchos años en Londres, y a su regreso a España las cosas no se han dado como él esperaba.

Para los que nunca han salido de España, quizás no conozcan como es la seducción en Europa o en Latinoamerica, pero es bastante diferente a la de España, ya que como he comentado en artículos anteriores la diferencia cultural se nota, las costumbres, el nivel de vida, el clima, es decir, todo afecta.

No es cuestión de generalizar y de meter a todas las mujeres españolas en el mismo saco, ya que España es de los pocos países donde se puede decir que “hay de todo” y siempre aparecen excepciones que rompen la regla.

Pues puedo afirmar que sí, y ya no creo que sea tanto porque las chicas españolas, todavía están influenciadas por madres y abuelas que sufrieron una dictadura hace 40 años, y que a día de hoy las mujeres todavía se están reivindicando en su libertad sexual y de derechos, igualándose a la de los hombres.

Comments are closed.